asesoriamoya Asesoria empresarial Palma de Mallorca Balears, Illes
Asesoría Laboral M. Moyá.
Nóminas – Contratos – Seguros Sociales – Altas de empresa – IRPF - Autónomos
Pensiones - Empleados de hogar – Asistencia ante la Jurisdicción Social.
Tell. 971.724286 / 971.718676 // Fax. 971.725529
mmoyalaboral@gmail.com // www.asesoriamoya.com

 

NOTA INFORMATIVA MES DE MAYO 2019.

 

A continuación, pasamos a recordar mediante unas notas básicas facilitadas por la CEOE, la información sobre el REGISTRO DE JORNADA que hasta fecha de hoy se ha ido enviando por parte de este despacho profesional, tanto en la nota informativa del mes de abril 2019 como en diversos correos.

 

El registro horario es una obligación de todas las empresas conforme a lo establecido en el artículo 34.9 del ET. El incumplimiento de dicha obligación se entenderá infracción grave y se sancionará con una multa de hasta 6.250 euros.

 

Dicho registro deberá estar disponible el día 12 de mayo 2019, no obstante lo anterior, durante un tiempo prudencial, breve y razonable, se podrá acreditar estar incursos en un proceso de negociación con la representación de los trabajadores encaminado a su puesta en marcha.

 

La organización y la documentación del registro debe efectuarse vía negociación colectiva o acuerdo de empresa. En su defecto, se establecerá por decisión unilateral del empresario previa consulta con la representación legal de los trabajadores, por lo que es importante poder acreditar, mediante actas de reuniones, que se ha negociado, en caso de NO ACUERDO, se podrá implantar unilateralmente por el empresario el sistema de registro horario.

 

En el caso de no existir representación legal de los trabajadores, la ley no prevé la creación de ningún tipo de comisión, por lo que la implantación del registro horario y el sistema a emplear corresponderá a la empresa, sin perjuicio de lo que pueda disponer los convenios colectivos al respecto.

 

La Ley exige que el registro diario de jornada incluya el horario concreto de inicio y finalización de la jornada de cada trabajador.

 

Debe tenerse en cuenta que, si bien los registros de jornada tienen como finalidad tutelar las obligaciones legales en cuanto a tiempo de trabajo, han de ser compatibles con la jornada irregular y el trabajo flexible. Por lo que entendemos que la inspección de trabajo, para verificar la jornada efectiva realizada por el trabajador, analizará, además de los registros diarios, otros módulos temporales.

 

En principio, se considera que no es necesario pedir autorización al empleado para proceder al control horario, toda vez que viene determinado por normativa, lo que no significa que no deba informarse al trabajador sobre el tratamiento de sus datos y sus fines.

 

A efectos de dar cumplimiento a la obligación de registro de jornada, deberán recabarse tan solo los datos personales que sean estrictamente necesarios para esa finalidad de control. Por razones de protección de datos cada trabajador podrá tener acceso exclusivo a sus datos.

 

El registro de jornada deberá estar a disposición de la Inspección de Trabajo en el centro de trabajo en tiempo real. No será admisible la presentación del mismo con posterioridad y fuera de la visita del inspector.